La crioterapia de cuerpo entero es un método de terapia de frío que consiste en encerrarse en un ambiente controlado durante hasta tres minutos con temperaturas entre -110 ºC y -196 ºC

Muchos estudios han demostrado que los tratamientos a baja temperatura mejora el sistema circulatorio, fortalece los vasos sanguíneos, calma diferentes dolores, especialmente musculares, evita roturas musculares y alivia los síntomas de diversas enfermedades, por eso las criosaunas son ya parte de muchos tratamientos médicos. Los tratamientos de frío son también utilizados por deportistas de alto rendimiento desde hace tiempo, tanto para el tratamiento de lesiones como para su rutina habitual de entrenamiento, pero cualquier persona puede beneficiarse de las ventajas de la crioterapia.

¿Qué efecto tiene la crioterapia sobre el organismo?

La aplicación del frío en la crioterapia involucra a toda la médula espinal, de modo que se logran efectos sistémicos en todo el cuerpo. En contraste, la crioterapia localizada se limita a algunos segmentos del cordón, por lo que sus efectos se limitan al área de aplicación.

Los principales efectos de la crioterapia

  • Un efecto analgésico: la crioterapia ha demostrado ser muy efectiva en el tratamiento del dolor, tanto agudo como crónico. Por ejemplo, en el caso de pacientes con fibromialgia. El frío extremo de la crioterapia de cuerpo entero disminuye la velocidad de la conducción nerviosa e inhibe las fibras nociceptivas, lo que ayuda a reducir la sensación de dolor.
  • El efecto antiinflamatorio: la crioterapia influye en el proceso inflamatorio de manera similar a la explicada en la reducción del dolor. La aplicación de frío extremo en la piel provoca una reducción de la hiperperfusión dependiente de la inflamación a través de la vasoconstricción. Además, la desensibilización de los nociceptores, una reducción del tono muscular y una reducción de la liberación neurogénica de los mediadores de la inflamación.
  • Activación metabólica: el frío intenso generado dentro de la cabina promueve en el organismo una serie de reacciones para compensar la disminución de la temperatura a nivel de la superficie externa de la piel. Activa el metabolismo y la movilización de las grasas acumuladas. Puedes quemar entre 200 y 800 kilocalorías por sesión. Perdido no solo durante los tres minutos de la aplicación en frío sino durante las siguientes seis horas.
  • Relajación: la crioterapia favorece la liberación de endorfinas y serotonina. Además, otras sustancias naturales que producen una sensación de bienestar y ayudan a combatir el estrés.

Todas las sesiones de crioterapia de cuerpo completo son supervisadas por un técnico capacitado y certificado que permanece con usted durante la duración (3 minutos) de su sesión. Dentro de la criocámara solo llevarás calcetines, zapatillas y guantes; Los hombres también usan calzoncillos. Esto permite que el 90% de su piel esté expuesta al aire muy frío.

Los tratamientos a baja temperatura son adecuados para personas que practican deporte de alto rendimiento, pero también para personas que desean tratamiento de belleza de calidad. Otro de los fines con los que se utilizan las criosaunas es la recuperación de lesiones musculares, permitiendo afrontar actividades de alta intensidad sin sufrir lesiones.

La clave de los tratamientos a base de frío es la liberación de endorfinas, como consecuencia de la temperatura que alcanza la piel. Muchos trastornos musculoesqueléticos se pueden tratar y aliviar con temperaturas bajas, que además tienen beneficios sobre otras funciones corporales. En Cryo Sense dispones de diferentes modelos de criosauna, con dispositivos aptos tanto para profesionales como para particulares.  Las criosaunas de Cryo Sense garantizan resultados, ya que ofrecen los modelos más avanzados en la actualidad. Si quieres disfrutar de los beneficios de los tratamientos a baja temperatura, visita su web y conoce sus modelos de criosauna.

Leave a comment